Los hombres de mi vida

Alguna vez recordaste ¿qué fue lo bueno que te dejó tu primer novio?, ¿Cómo se dieron las cosas con tu mejor amigo? ¿Tu padre que lugar figura en tu vida? Pues yo sí, hace poco me vi en la necesidad de recordar todo esto, de ver que ciertos hombres marcaron mi vida y no lo veo para bien o para mal.

Por cuestiones del universo, me vi en la necesidad de recordar a todos los hombres que me dejaron una marca en mi hermosa vida. No crean que este post es con un tono sexual o dramático, es más, valorar que todos los hombres que pasaron por mi vida, me dejaron una enseñanza y estuvieron en momentos muy importantes, ya sea un crecimiento personal o un apoyo que necesitaba en ese preciso momento.

Advertencia: En este post, no voy a dar nombres, ni tiempos precisos, si podré decir qué valor tienen en mi vida o ciertos apodos, también diré como se dio la interacción y porqué son tan valiosos para mí, aunque las cosas terminaron en discusiones, después de que baja el enojo, analizas y ves que lo que pasaron era más que necesario . En algunos casos haré grupos ya que esas personas pertenecen a un cuadrante de mi vida, y me dejaron una marca la cual ayudó hacer la mujer que soy.

  • Mi papá: En la vida de toda mujer, su primer gran hombre es su padre y en mi caso no es la excepción. La relación que tengo con mi papá es muy buena, no digo que todo sea color de rosa, pero el siempre me ayuda, me da consejos, me anima hacer ejercicio. Podría decir que es el amor de mi vida, porque el siempre va a estar conmigo, sea donde sea y como sea. Saben, recuerdo mucho cuando yo me paraba muy temprano a ver las caricaturas, era una pequeña patata, acostada en el sillón de mi casa, frente al televisor, después el llegaba y me preguntaba que veía. Yo no despegaba la mirada de la TV, le contestaba que Jhonny Bravo, él se quedaba un rato conmigo y me preguntaba por los personajes. Ver las caricaturas con ,mi papá se volvió un rutina de cada domingo. Platicar con él me hace ver y comprender que todo lo que soy, mi carácter, mi cuerpo, el inicio de mis ideas, mi forma de ser, vienen de un lado, que es de él, llamémoslo herencia . La gente que nos conocen dicen que yo soy una mini-mi de él. Si lees esto papá, sabes que nunca lo digo, pero, te amo mucho y agradezco a la vida de ser tu hija.

img_0071img_0094.jpg

  • Los hombres de mi familia: aquí voy a englobar a varias personas como mis abuelos, tíos, primos. Algo que me he dado cuenta es que mis primos se parecen a mis tíos y mis tíos a los abuelos. Para mi abuelito materno siempre fui su niña, no quería que me pasará nada, que fuera feliz. Mi abuelito paterno no lo conocí, porque murió mucho antes que yo naciera, de cierta forma, me siento muy conectada con él. Cada vez que mi papá o mis tías me cuentan de él, caigo en realidad que mi abuelo y yo somos muy parecidos, en el carácter, ciertos comportamientos, ideas, hasta parecido . Con mi abuelo materno también existe una conexión porque también sé que soy muy parecida a él. Digamos que mis abuelos tenían un carácter muy fuerte y eso fue lo que me dejaron. De mis tíos, ellos son unos hombres que siempre han estado en mi vida, dándome consejos y haciéndome ver que es mejor hacer un nuevo destino y no quieren que cometa esos errores que ellos les duele reconocer. Si ven esto tíos gracias por siempre estar conmigo, abuelitos ustedes están viendo esto desde el cielo, gracias por siempre cuidarme.
  • Mis amigos: sólo cuento con 5 mejores amigos (hombres obviamente), no daré nombres. Ellos fueron los primeros hombres externos a mi familia que me enseñaron y estuvieron en momentos muy difíciles. A uno lo conozco hace más de 20 años, jugábamos juntos en el kinder, pasamos la primaria, la secundaria, la prepa juntos y en la universidad seguimos compartiendo momentos aunque ya no de la misma forma, él fue y ha estado en todos los momentos de mi vida. Al segundo  y tercero lo conocí en la secundaria, el era nuevo y como siempre yo quería saber el chisme de porque se cambió la escuela, de ahí empezamos una amistad muy chistosa, de cierta forma él era el amigo galán, era muy cotizado por las mujeres. El me ayudó a conocer (indirectamente) como coquetear, saber que alguien le gustas etc. El otro me enseñó que verbo mata carita, jajajaja él no se me hacía atractivo pero tenía una larga fila de admiradoras, descubrí que a nosotras las mujeres nos encanta que nos digan cosas bonitas. Si ven esto….. los quiero mucho jajajajajaja, espero no ocasionar problemas con sus esposas (porque déjenme les digo, los 3 ya están casados y con hijos). El cuarto es mi mejor amigo de la universidad (la primera) llevamos ya 10 años juntos, él siempre que yo tenía problemas me consolaba, jajajaja me aguantaba mis dramas en donde fuera, metro, tienda, veterinaria, en fin. Para los trabajos él era mi modelo, criticó, editor, fue todo. Me ayudó mucho a conocerme y entrar a un mundo nuevo (mundo gay), hoy lo veo feliz, lleno de amor, de amor propio y de grandes proyectos. El último pero menos importante, lo conocí en la segunda universidad, el siempre me ayudó con los trabajos, tengo que confesar que con él tengo una conexión muy diferente, nos encanta el chisme, tenemos ciertos pensamientos iguales y hasta el apellido. En conclusión, chicos los amo y gracias por demostrarme que una hermosa patata puede tener grandes amigos, gracias por dejarme acompañarlos en este camino
  • Mi primer gran amor: De él no tengo fotos jajajaja, El fue mi primer novio, lo conocí a los 8 años, primero fuimos mejores amigos, jugabamos juntos, hacíamos tarea (porque al salir de la escuela nos cuidaba la misma persona), pasamos a la secundaria y ahí empezó el amor…. lo puedo catalogar así porque fue mi primer amor, ese que llega en tu adolescencia, el que te hace soñar, sentirte en las nubes, solo pensaba en èl. Cuanta suerte tuve para que mi mejor amigo y yo nos enamoraremos. Escribiendo esto me di cuenta que soy muy afortunada, y nunca lo vi. El mundo color rosa terminó mal, a él le empezó a gustar otra chava. jajajajajaja admitió que no sólo fue mi primer amor, también fue el primero que me rompió el corazón. Si ves esto, gracias por lo que vivimos, esos mensajes que nos mandábamos, por enseñarme que el primer amor se lleva en el corazón
  • Mi último novio: El lo conocí en el trabajo, es más chico que yo (por 3 años) él me enseñó de una forma muy diferente. Su enseñanza empieza cuando terminamos, no me había dado cuenta que en un momento de la vida me perdí y dejé de quererme, basaba la felicidad en alguien más y no en mí. Cuando peleamos, caí en depresión, siempre estaba triste y enojada. Poco a poco las cosas se calmaron, vi cual fue mi error, me perdoné. Realmente si el nunca hubiera llegado a mi vida, yo seguiría por un camino diferente. Aunque suene muy deprimente, agradezco que el llegara a mi vida, no sé si me amo, si no me quiso, pero agradezco que estuviéramos casi 4 años juntos. Si lees esto, gracias por todo, por los viajes, por las discusiones, por las sonrisas. Es momento de hacer nuevos recuerdos.
  • El amor de mi juventud: De el si tengo fotos pero no las pondré porque no quiero que se dé la tercera guerra mundial jajajaja. Saben él es un amor imposible, y lo digo así porque si se diera, sería meterme a la boca del lobo. Nos conocimos en circunstancias muy complicadas, cuando salimos, todo fue en cuestión de relajo, nos la pasamos bien y nos divertimos, esta historia no duró más de 3 meses, se terminó porque sabíamos que era complicado. Algunos de ustedes me los imagino diciendo y bueno que tiene de especial. Aquí les va, dos años después, mi cerebro empezó a mandarme sueños de él. Los sueños eran muy recurrentes y todos me hacían sentir de la misma forma, enamorada y yo sentía que él lo estaba de mí. Sus ojos me transmitían tanto amor que sólo quería estar con él. Primero me inquietaba mucho, no sabía que estaba pasando. Después decidí aceptar que eso era amor, y lo confirmé porque cuando lo veía solo quería besarlo, ver sus ojos, me hacía sentir tan nerviosa, tan ansiosa. Como sabía que esto no se podía dar, decidí alejarlo, también lo hacía con la estrategia de que mi cerebro dejara ya eso por la paz. Para no hacerles el tema mas largo, decidí confesarle lo que siento. ¿Qué fue lo que me enseñó? Que el cerebro y el corazón no están tan conectados, que puedo enamorarme de alguien sin saber cuando ni como, que me pueden romper el corazón y no significa que es el fin del mundo.

Soy fielmente creyente que todos dejamos una marca en la vida de alguien más, sea mínima, una grieta, o hasta un esguince (hablando en sentido figurado). Esto puede ser útil, aunque uno lo vea en negativo, creo que es viable cambiar ese pensamiento y ver que todas las experiencias son para bien, en donde hay amor hay odio, pero el amor te deja mejores cosas que odio. Estos hombres me marcaron, y los llevo en un lugar muy especial. Y tú ¿ya tienes tu lista de los hombres de tu vida?, me gustaría que me compartas tu lista de los hombres de tu vida, espero tus comentarios.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.